Manga: K-ON!

¿Cómo? ¡¿AsukA05 leyendo un manga?! Ah, que es de K-ON!, eso ya tiene un poco más de sentido…

Pues sí, he terminado (por segunda vez, porque ya se anunció su final una primera vez hace tiempo) el manga original de K-ON! (けいおん! / Kakifly, 2007-2012); ése que poco o nada tiene que ver con la adaptación animada posterior de Kyoto Animation.

Y ¿qué podemos decir de los esfuerzos de Kakifly por intentar desvincularse de la susodicha adaptación? Pues que no fue precisamente hasta entonces cuando la obra tomó personalidad propia. La primera parte, que comprende hasta la graduación del cuarteto protagonista, es un tanto insustancial y sólo tiene como punto a favor la curiosidad de ver a los personajes originales en algunas situaciones que, en el anime, se saltaron a la torera. No es hasta la segunda mitad (a partir de la vida universitaria de Yui & co.) cuando el manga gana otros matices. No diré que es espectacular o divertidísimo porque no lo es, pero sí es cierto que al menos supo aportar algo más y que esa trayectoria podría haber evolucionado positivamente si no hubieran acabado con la publicación del manga de buenas a primeras sin (todavía) dar una explicación más o menos decente del porqué.

Aunque ver cómo Kyo-Ani trabajó (y triunfó) con otra perspectiva al manga original debe deprimir a cualquiera que esté involucrado en la obra raíz, sobre todo si eres el padre de la criatura. Es lo que ocurre cuando el alumno sobrepasa al maestro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s